Por 100pre Cuau

Por: Gerardo Sánchez / Licenciatura JRF

Cuauhtémoc Blanco jugó 36 minutos en el último partido de su carrera futbolística con el América en la cancha del Estadio Azteca. Con homenaje al medio tiempo del partido, Blanco se despidió del fútbol de manera profesional. La jornada 9 de la Liga MX y como rival el Morelia, fue la combinación para que el “Temo” se retirara del balompié de forma oficial. Las Águilas golearon por un marcador de cuatro tantos a uno a la monarquía, con anotaciones de Oribe Peralta, Darwin Quintero y Micheal Arroyo.

Al minuto ocho del partido, Cuauhtémoc Blanco estuvo cerca de anotar, al estrellar un tiro en el travesaño, que significaba abrir el marcador del partido. El capitán del América recibió un pase por el lado derecho de Sambueza unos metros afuera del área y se quitó a dos jugadores conduciendo el balón hacia el centro. Con una definición de manera bombeada que el portero no alcanzó, el número 100 de las Águilas, mandó la pelota al poste horizontal de la portería para quedar muy cerca del que pudo haber sido, el último gol de su carrera como futbolista.

Fue la “cuauhteminha”, la jugada que inventó el mismo Cuauhtémoc Blanco, su última acción dentro del terreno de juego. Al minuto 35 el “Temo” se encontraba arrinconado en el tiro de esquina y acorralado por dos defensores de Morelia. La creatividad e inteligencia que siempre caracterizaron durante toda su carrera futbolística a Blanco, hicieron que saliera entre sus rivales con dicho recurso. El balón entre sus pies, un pequeño salto para que driblara y pasara por en medio de Erpen y Zamorano, y dejara la jugada con claridad para el América, fue como Cuauhtémoc Blanco se despidió de las canchas.

Fueron exactamente 36 minutos los que Cuauhtémoc Blanco jugó ante Monarcas Morelia. Todos los asistentes al Estadio Azteca se pusieron de pie y aplaudieron mientras el último ídolo de la afición americanista se retiraba de la cancha. El gafete de capitán pasó al brazo de Rubens Sambueza, y con un trote que todos los aficionados al fútbol en México esperábamos que no terminara nunca, Cuauhtémoc Blanco le dio la mano a Darwin Quintero, para que se realizara el primer cambio del partido.

Al medio tiempo, Cuauhtémoc Blanco recibió un homenaje por parte de la directiva del América y su dueño, Emilio Azcarraga. Una placa conmemorativa y una playera enmarcada con el número “100” y su nombre estampado, fueron los obsequios dados al hombre que salió como capitán de las Águilas contra Morelia. Ante una afición que se puso de pie, con cánticos en su honor y aplausos, Cuauhtémoc Blanco dio una vuelta olímpica al Estadio Azteca y se despidió de la cancha haciendo la “Temo Señal”, referencia de sus festejos en casi toda su carrera como futbolista.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .